Creo que la visión que me aporta el haber recorrido y trabajado muchas disciplinas desde marcos muy teóricos hasta técnicas muy experimentales e introspectivas, me permite ampliar la comprensión sobre la gran variedad de situaciones que provocan estados de falta de aceptación, de dificultad de gestión, de inacción y por todo ello de falta de salud y bienestar.

 

Estoy absolutamente convencida que el ser humano aspira a minimizar su sufrimiento y a maximizar su felicidad y la de los que le rodean. Y que es responsabilidad de cada uno poner energía en saber discernir lo que es importante y esencial de lo que es transitorio e ilusorio.

 

Mis más de diez años vinculada a diferentes departamentos de ventas me ha permitido conocer de primera mano de qué manera se actúa desde una multinacional y querer acompañar a las personas que les apasiona conocerse y desarrollarse de manera continuada.

 

En cuanto a mi personalidad me defino como una persona apasionada, metódica, flexible y camaleónica que adapta bien a los cambios, los  retos, la incertidumbre y el nivel de mejora continuo.

 

No dejes de sonreír… aunque no lo veas claro​

A veces me pregunto porqué necesitamos ver las cosas siempre con claridad.. ¿Ver las cosas claras respecto a qué? Hay momentos en que no hay claridad porque todo está revuelto, en movimiento, muchas cosas cambian de manera rápida e intensa y con ello, también se genera un movimiento interno. A veces observo que cuanto más intenso es lo que sucede a mi alrededor, un movimiento similar se genera en mi interior. Es todo un trabajo de fuerzas: “a cada acción siempre se opone una reacción igual pero de sentido contrario” (Principio de acción y reacción). Si esto es así según las leyes de Newton poco margen de maniobra nos queda más que seguir adelante con lo que sea que te esté agitando y si es con una sonrisa mejor. Quizá tratar de no entender sino de comprender sin más que son vivencias que vienen para ser vividas puede que relaje el nivel de fuerza del movimiento, sobre todo a nivel interior. Muchas veces la claridad viene después, cuando la experiencia ha cerrado su ciclo y somos capaces de comprender la respuesta. Sólo hay una dirección y es hacia delante. Sigue aunque no tengas claridad y disfruta también en cada paso que no la tengas, para disfrutar después de su polaridad.  Saber la dirección puede que no sea tan importante cómo saber qué es lo que te está frenando. Utiliza cada paso que des para soltarlo y ayúdate de la respiración como esa brisa fresca del mar que todo lo limpia. Es importante conocerse bien, saber cúal es la tendencia natural de tu carácter y lo que predomina en tu forma de actuar de manera innata ante las circunstancias que viviste, las que te sorprenden o las que imaginas que quieres vivir. Sólo de esa manera podrás cambiar o mejorar  aquello que te domina de manera inconsciente.  El autoconocerse no es algo que tenga un fin… es una disciplina interna en sí misma si eres un alma inquieta que quiere vivir la vida lo más alineada posible con su sentir interno con claridad o sin ella.  Podemos recordar juntos... Cuando el momento presente es tan intenso que te arrebata la claridad y te saca de tu centro, respira profundo, intenta bajar el ritmo y deja que poco a poco te vaya viniendo el saber que hacer aunque no sepas a donde te va a llevar. No siempre tenemos esa claridad que buscamos... Aun así, siempre podemos seguir sonriendo...No dejes de moverte hacia delante, hacia un futuro incierto y nuevo…Llénate de ilusión y coraje en cada inspiración… y agradece con cada espiración la falta de claridad… porque también puedes viajar con ella sin dejar de sonreír. ​

Antes de empezar… Ordénate​

Cuando quieres empezar un proyecto personal o profesional,  ¿Eres de los que empiezas a salto de mata o de los que te paras a ordenar ideas, emociones y espacios?. Dos maneras de hacer que te llevarán por caminos diferentes…como la vida misma. ¿El resultado final? Depende de tantas cosas ...de qué depende... Muchos factores internos y externos influyen en el resultado de un proyecto, lo que sí está claro es que la fuente que da inicio a cualquier acción de autoexpresión comienza por el principio… ordenando lo que hay en ti.   Mira un momento a tu alrededor,  ¿Que estás viendo? ¿Que podría decir de ti el espacio donde te mueves a diario?. El orden exterior que provocas refleja el nivel de orden que guardas en tu mente. Algo similar a lo que ocurre con todo aquello que guardas y acumulas generando desorden en tu entorno, ocurre con los diferentes pensamientos y recuerdos que vas acumulando en tu mente con el tiempo y que no te permiten ver con claridad lo que necesitas ver. Esa falta de transparencia mental se proyecta en tu entorno personal y laboral induciendo al caos que te hace perder el orden día tras día. ¿Cómo te sientes en mitad del desconcierto?. A lo largo de la vida vamos acumulando experiencias que dan forma a nuestra personalidad y carácter. De todo lo vivido poco podemos hacer para cambiarlo y aunque sientas que algunas experiencias han sido erróneas, siempre hay un aprendizaje que puedes extraer de ellas. Toma conciencia de lo que cada una te ha aportado y el resto deséchalo como al suéter de color amarillo que tiene agujeros en la manga.  Haz lo mismo con todos aquellos pensamientos y emociones recurrentes y limitantes que no dejan espacio a nuevas formas de pensar y de sentir e invita a la mente a descubrir ideas originales y retadoras. Evita así el estrés, el cansancio y la pérdida de concentración que todo ese desorden genera en ti. Si pudieras… ¿Qué limpiarias de tu mente? De poco sirve tener pensamientos de experiencias negativas que pesan, que limitan y que ocupan espacio así como tener pensamientos desordenados que no nos dejan acceder a los que sí nos interesan. Deja sólo las ideas que te sirven, las que te aportan, las que te impulsan a la acción y te llenan de motivación y energía. Esos miedos que te impiden avanzar hacia lo que te importa… deséchalos.  Esas emociones negativas que te frustran… tíralas.  Esos prejuicios y estereotipos que te bloquean para conocer nuevas estrategias... elimínalos también. Ordena tu mente, define con claridad lo que quieres y lo que no, ejecuta de manera eficiente proyectando pensamientos en la dirección determinada y genera así un movimiento de dentro hacia fuera que pueda ser visible en tu entorno.Y no es que orden sea un imperativo para funcionar sino que genera una secuencia que tiene ritmo y permite avanzar generando una energía que te impulsa a seguir con el proyecto que tienes entre manos. Vivir es tomar decisiones casi a diario, algunas veces acertamos más otras menos, conlleva coger caminos que nos sorprenden y otros que nos pierden y siempre, siempre hay un orden intrínseco en todo ello… nuestro orden interior… la brújula que nos lleva donde tengamos el propósito de ir. ​

...
...

Creo que la visión que me aporta el haber recorrido y trabajado muchas disciplinas desde marcos muy teóricos hasta técnicas muy experimentales e introspectivas, me permite ampliar la comprensión sobre la gran variedad de situaciones que provocan estados de falta de aceptación, de dificultad de gestión, de inacción y por todo ello de falta de salud y bienestar.

 

Estoy absolutamente convencida que el ser humano aspira a minimizar su sufrimiento y a maximizar su felicidad y la de los que le rodean. Y que es responsabilidad de cada uno poner energía en saber discernir lo que es importante y esencial de lo que es transitorio e ilusorio.

 

Mis más de diez años vinculada a diferentes departamentos de ventas me ha permitido conocer de primera mano de qué manera se actúa desde una multinacional y querer acompañar a las personas que les apasiona conocerse y desarrollarse de manera continuada.

 

En cuanto a mi personalidad me defino como una persona apasionada, metódica, flexible y camaleónica que adapta bien a los cambios, los  retos, la incertidumbre y el nivel de mejora continuo.

 

Aquí, puede leer los últimos post de Mónica 

 

 

Actualidad desde la visión del coaching, capaz de llegar a lo más profundo de tus sentimientos. 

 

"Que toda confrontación,

sirva para ELEVAR" 

Mónica Rodríguez 

Aquí, puede leer los últimos post de Mónica 

 

 

Actualidad desde la visión del coaching, capaz de llegar a lo más profundo de tus sentimientos. 

 

"Que toda confrontación,

sirva para ELEVAR" 

Mónica Rodríguez 

Creo que la visión que me aporta el haber recorrido y trabajado muchas disciplinas desde marcos muy teóricos hasta técnicas muy experimentales e introspectivas, me permite ampliar la comprensión sobre la gran variedad de situaciones que provocan estados de falta de aceptación, de dificultad de gestión, de inacción y por todo ello de falta de salud y bienestar.

 

Estoy absolutamente convencida que el ser humano aspira a minimizar su sufrimiento y a maximizar su felicidad y la de los que le rodean. Y que es responsabilidad de cada uno poner energía en saber discernir lo que es importante y esencial de lo que es transitorio e ilusorio.

 

Mis más de diez años vinculada a diferentes departamentos de ventas me ha permitido conocer de primera mano de qué manera se actúa desde una multinacional y querer acompañar a las personas que les apasiona conocerse y desarrollarse de manera continuada.

 

En cuanto a mi personalidad me defino como una persona apasionada, metódica, flexible y camaleónica que adapta bien a los cambios, los  retos, la incertidumbre y el nivel de mejora continuo.

 

Aquí, puede leer los últimos post de Mónica 

 

 

Actualidad desde la visión del coaching, capaz de llegar a lo más profundo de tus sentimientos. 

 

"Que toda confrontación,

sirva para ELEVAR" 

Mónica Rodríguez 

Creo que la visión que me aporta el haber recorrido y trabajado muchas disciplinas desde marcos muy teóricos hasta técnicas muy experimentales e introspectivas, me permite ampliar la comprensión sobre la gran variedad de situaciones que provocan estados de falta de aceptación, de dificultad de gestión, de inacción y por todo ello de falta de salud y bienestar.

 

Estoy absolutamente convencida que el ser humano aspira a minimizar su sufrimiento y a maximizar su felicidad y la de los que le rodean. Y que es responsabilidad de cada uno poner energía en saber discernir lo que es importante y esencial de lo que es transitorio e ilusorio.

 

Mis más de diez años vinculada a diferentes departamentos de ventas me ha permitido conocer de primera mano de qué manera se actúa desde una multinacional y querer acompañar a las personas que les apasiona conocerse y desarrollarse de manera continuada.

 

En cuanto a mi personalidad me defino como una persona apasionada, metódica, flexible y camaleónica que adapta bien a los cambios, los  retos, la incertidumbre y el nivel de mejora continuo.

 

Aquí, puede leer los últimos post de Mónica 

 

 

Actualidad desde la visión del coaching, capaz de llegar a lo más profundo de tus sentimientos. 

 

"Que toda confrontación,

sirva para ELEVAR" 

Mónica Rodríguez